miércoles, 12 de diciembre de 2012

Resaca II


Ya prepara sus puestos la mañana
En la feria dispar de un nuevo día,
Entre sedas y cacharros nos ofrece
Un sinfín de tempranas chucherías.
Se resienten los ojos que en penumbras
Su descanso en el abismo ponían,
En la noche de tinieblas exteriores
Que a un oscuro interior los inducían.
La luz forma las cosas y preguntan
-Dime noche por qué esta vida mía
Muere y nace cada noche en tus brazos
Si hace instantes todo me parecía
Que era nada y era todo en tu regazo-
Ojos ciegos, quién responder podría,
Si no entienden en la ausencia de luz,
Y en la luz se evidencia su miopía.
Hundidos en la nada del ensueño
Resbalando en letargos de agonía,
Una pausa entre cosas repetidas
O un arte de morir por la sangría.

No hay comentarios:

Publicar un comentario